cozzi-costazul

cozzi-costazul2

cozziRevisábamos datos que hace ya tiempo nos facilitó Juan Carlos Massa sobre las revistas de Editorial Record cuando en el sumario de un Pif-Paf de 1980 vimos una historieta titulada “!Ah la Costa Azul!” cuyo dibujante era Cozzi. Nos picó la curiosidad por saber si sería aquel Athos Cozzi que llegó a la Argentina a fines de los años cuarenta, posibilidad que comenzó a tomar forma cuando nos enteramos que efectivamente había trabajado para las revistas Skorpio y Lanciostory de Italia, y que terminó de cerrar cuando en una de sus habituales “gauchadas” Juan Carlos nos acercó imágenes de dicha historieta en la que reconocimos el estilo de quien podríamos llamar un “trotamundos” de la historieta y también de la ilustración, según se podrá apreciar a continuación.

 

COZZI-robinson

Revista Billiken, 1949

  Tras iniciarse profesionalmente en editoriales de su país de origen, Italia, Athos Cozzi viaja en 1938 a España donde, entre otros trabajos, dibuja para las revistas Pelayos y Chicos las historietas  “Corazón sin miedo”, “Pedrín Machuca” y “Shindú”, este último una especie de Tarzán jóven.

 

cozzi-ray

Revista Billiken, 1952

  A mediados de 1948, próximo a cumplir cuarenta años –había nacido en Trieste en 1909- Cozzi llega a la Argentina y de inmediato se vincula con grandes editoriales de la época como Atlántida, Quinterno, Kapeluz, Columba y también Códex, empresa que por esa época daba sus pasos iniciales y para la cual realizó sendos viajes a Chile y Perú a fin de tomar apuntes del natural para las ilustraciones de diversos libros . Ese mismo año dibuja en  la revista Billiken una adaptación de “Las Mil y Una Noches”, al año siguiente “Robinson Crusoe” y entre 1951 y 1953 –siempre en Billiken– la historieta de ambiente espacial “Ray Berton”.

   

cozzi-tucho

Patoruzito, 1951

  En Patoruzito continúa la serie “Tucho, de canillita a campeón” que había iniciado el español Carlos Freixas, mientras que en Columba se convierte por varios años en uno de los habituales colaboradores de Intervalo (estuvo presente en el primer Anuario de dicha publicación, en 1949), con títulos como “La virgen loca”, “Crimen en Valpinson” o “El negro que tenía el alma blanca” y también ilustraciones de tapa para los Albumes de esa revista y de El Tony.

cozzi-tony

    itervanua-53Otro de los campos donde Cozzi se desenvolvió con gran solvencia y éxito fue el de la ilustración –especialmente de temas infantiles y libros de texto-, destacándose en este rubro ese prodigio de ingenio, técnica y buen gusto que fueron las tapas de Selecciones Escolares, revista con contenidos didácticos lanzada por Editorial Codex a fines de 1959.

  cozzi-selec2  Según la página “El Grafópata”, en 1966 Athos Cozzi deja la Argentina para radicarse en Milán desde donde trabaja para Gran Bretaña a través de Alberto Giolitti, otro dibujante italiano que vivió en la Argentina a fines de los años cuarenta. De esa segunda etapa europea y a simple título anecdótico pueden mencionarse las historietas de tono erótico sobre Al Capone y Mesalina que hizo en los años setenta.

     En 1973 regresa a la Argentina desde donde siguió produciendo historietas para el mercado europeo pero vuelve a Italia en 1980 para colaborar, como hemos dicho al principio, en Skorpio y Lanciostory, pero en 1986 -ya enfermo- volvió a Barcelona donde permaneció hasta su muerte en 1989. (Carlos R. Martinez)

Para más datos sobre los comienzos de Athos Cozzi en Italia y España recomendamos la siguiente página:

http://grafopata.com/dibujantes_fitxa.asp?IDbook=45

 

 

Anuncios