Teníamos bastante olvidadas a dos de las páginas que integran este Blog: “Los Expedientes Columba” y “Pampa, plumín y facón”. Para cubrir esa falencia en pocos días más incorporaremos a la primera un artículo referido al período en el cual Columba dió gran preponderancia a las adaptaciones de conocidos radioteatros, mientras que en la segunda subiremos una nota cuyo título se las trae: “El día en que El Huinca salió del armario”, pero a no asustarse que no tiene que ver con las preferencias sexuales del conocido personaje sino a las circunstancias en que pudo salir a la luz luego de pasar cierto tiempo “congelado” en el archivo.

Anuncios