Diciembre de 1958. EL pibe de 12 años que alguna vez fuímos descubría (deslumbrado) la existencia de una revista llamada Hora Cero –el Extra en este caso- donde las historietas de guerra y también las de otros géneros se contaban de una manera diferente.

De ese Nº 5 del Hora Cero Extra y a manera de postal navideña, estos dos cuadritos del episodio de Ernie Pike titulado precisamente “Navidad” en la cual, durante la guerra de Corea, el narigón corresponsal les cuenta a los soldados una historia que finalmente les ablanda el corazón. El estilo y la humanidad de Oesterheld en toda su riqueza. Más allá de cualquier creencia religiosa (o de ninguna), nuestros deseos de Felices Fiestas para todos.

Anuncios